Minicrítica: Magia, música y leyenda

capture-20161017-194902

No habían pasado ni cinco minutos de película y Dario Marianelli ya me tenía cogido por el cuello. La parte visual no se quedaba atrás para nada, presentando un buen avance de la experiencia de sus responsables en materia de animación. Cuatro canciones después, más o menos, ya estaba convencido de que el cuarto film de la compañía no me iba a defraudar en absoluto.

Kubo y Las Dos Cuerdas Mágicas no es la película que esperaba encontrarme en pantalla, y creo que eso fue lo mejor. No es sólo el diez que consigue en el apartado musical y sonoro en general, ni tampoco la capacidad que tienen en los estudios LAIKA para hacer que te pierdas en la animación de sus peculiares personajes. Es la historia de Haimes y Butler (éste último ya nos sorprendió con La Novia Cadáver o con El Alucinante Mundo de Norman), que evoluciona, que brilla y que no se apaga hasta después de los créditos finales.

Un cuidado excepcional en los personajes, escenarios y en la ambientación transforman el guión en una historia aparentemente simple pero de una belleza compleja. Disfrazado de film infantil sobre el típico héroe joven que se embarca en una aventura en pos de cumplir su destino, resulta ser una leyenda original tan trabajada que, merecidamente, arrebata al espectador sonrisas, risas, lágrimas y gritos ahogados.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine, Música, Minicríticas y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s