Especial Tierra Media| El Señor de Los Anillos: Las Dos Torres (2002)

¡Hello! Continuamos acompañando al Anillo Único a través de nuestro especial Tierra Media con la secuela de La Comunidad del Anillo, Las Dos Torres (2002). Antes que nada, os avisamos de que a lo mejor os lleváis algún spoiler si no habéis visto la primera película aún (sí, claro que es evidente, pero es menester advertir a nuestros amados lectores ;D). ¿Continuamos entonces? Listos o no, ¡allá vamos!

Tras la separación de La Compañía del Anillo, Aragorn (Viggo Mortensen), Légolas (Orlando Bloom) y Gimli (John Rhys-Davies) deciden perseguir a los orcos que les atacaron y que se llevaron prisioneros a Pipin (Billy Boyd) y a Merry (Dominic Monaghan). Frodo (Elijah Wood) y Sam (Sean Astin) siguen rumbo a Mordor, encontrándose en el camino con la criatura Gollum (Andy Serkis), quien les guiará a pesar de la desconfianza que generará a priori en los dos hobbits. Por otro lado, Saruman (Christopher Lee) seguirá avanzando en sus planes bélicos para ganar la guerra que Sauron quiere llevar a cabo. Más adelante, La Compañía acudirá al Rey de Rohan, Théoden (Bernard Hill), para forjar una alianza más fuerte contra el enemigo.

Después de una película tan completa como La Comunidad del Anillo, Peter Jackson tenía un gran reto entre manos, y era conseguir una intensidad similar o mayor con su sucesora pero manteniendo aquellos aciertos de la primera, a lo que sumaríamos la dificultad que supone hacer una película basada en una novela y que no se aleje demasiado de ésta. ¿Lo consiguió? Por supuesto que lo hizo. Las Dos Torres es la primera película (así como el primer libro) de la trilogía en la que la historia se divide en dos tramas subordinadas de la principal: por un lado seguimos la trayectoria del Anillo Único con Frodo y Sam, mientras que por otro, se nos cuentan las aventuras y desventuras del resto de La Compañía, así como las consecuencias que tienen lugar a partir de el reencuentro de algunos miembros y el desarrollo de los conflictos que plantea Saruman.

screenshot-med-21

Esto desemboca en una doble sensación por parte del espectador, por supuesto. La parte de Frodo, Sam y Gollum se enfoca más en la carga del Anillo, en cómo éste va ejerciendo poco a poco su influencia en el portador y en la relación que tienen los hobbits con la criatura. Además, el camino a Mordor se va definiendo a través de los escenarios, que van siendo más oscuros, áridos y desolados conforme avanza la historia. El viaje de Aragorn, Légolas y Gimli, por otra parte, concentra casi toda la acción de la película, algo normal si tenemos en cuenta que se hallarán enfrascados tanto en una persecución como en una guerra. Esta intercalación de tramas ayuda a saber en qué momento se haya cada personaje exactamente y de qué manera cambia el contexto, algo que Peter Jackson ha adaptado a la perfección en cuanto a la novela, que no intercala las historias, sino que nos cuenta primero una y luego la otra, aunque transcurran en el mismo tiempo.

El apartado técnico sigue impecable, así como la banda sonora y la interpretación de los actores, por ponernos un poco más formales. Las Dos Torres es, a la vez, una representación idónea del mundo y los personajes que se nos muestran en la primera, mezclada con dosis considerables de un contenido más épico que el que habíamos visto en La Comunidad del Anillo. De esta manera, se percibe un avance en la historia. Es decir, no se siente un retroceso en cuanto a la intensidad, y la intermitencia entre tramas ayuda a que no sea ni demasiado cargante ni demasiado rápida.

screenshot-med-29

Las Dos Torres fue, para muchos, una auténtica decepción comparada con la primera, así como lo mejor de la trilogía para otros, alegando que tiene lo mejor de las tres. Bueno, sí es cierto que aglutina los elementos estructurales tanto de la primera película como de la tercera, pero no es ni de lejos la mejor. Viene  a ser, más bien, la revelación, la prueba de que esos fantásticos personajes que descubrimos en la primera parte pueden ser, realmente, un verdadero desafío para tan peligroso enemigo, un elemento que podemos percibir claramente en una interpretación de vértigo por parte de Viggo Mortenssen, entre otros. Peter Jackson hace verdaderas virguerías para conseguir que la parte más pesada de la novela se convierta en una emoción continua, así como para reservar platos fuertes para el desenlace de la trilogía. Sin duda un gran trabajo, pero no el mejor teniendo en cuenta el titán que le sucede.

Nota final: 8/10

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Especial Tierra Media| El Señor de Los Anillos: Las Dos Torres (2002)

  1. Arwen dijo:

    Todavía no he tenido tiempo para comentaros las tres entradas del señor de los anillos, pero que sepáis que a lo largo de esta semana tendréis tres tochacos.
    p.d.: no estoy totalmente de acuerdo con esta nota para esta peli…

    Me gusta

  2. Arwen dijo:

    Bueno, como ya he dicho en el comentario de la Comunidad del Anillo, me parece que esta película no se merece un ocho. Para mí es, sin lugar a dudas, la peor de las seis películas de la Tierra Media, tanto por la lentitud como por (para mí) cierta falta de personalidad. Lo que para algunos es una película que aglutina lo mejor de las tres, para mí, se convierte en una mezcla que al final no acaba de destacar especialmente en ningún ámbito (me van a llover las críticas por esto que acabo de decir xD)
    Me habría gustado que comentaseis un poco más pormenorizadamente a los personajes, porque me parece uno de los grandes aciertos de estas películas (aunque comprendo que no queráis alargar demasiado el análisis), pero bueno, es lo único que me falta en vuestro análisis. Por lo demás, tenéis mis dieses :)

    Me gusta

  3. Novalive dijo:

    Te comento con mi cuenta personal (así es más un tú a tú ;D). Coincido totalmente contigo en que es una de las más sobrevaloradas. Sin embargo, también te digo: ten en cuenta que aunque los libros de ESDLA y, por tanto, las películas se centren en el anillo y en el viaje a su destrucción, no podemos obviar las dos grandes batallas que tienen lugar (Abismo de Helm y Minas Tirith, dando un poco de menos importancia a la que transcurre en Isengard) en la saga, y en esta película se desarrolla una de ellas. Es algo que hay que tener en cuenta, sobre todo tratándose de la primera ocasión en la que vemos cómo se desenvuelven los personajes en una guerra, cómo actúan en equipo para acabar con el enemigo y cómo salen adelante cuando parece que ya no hay esperanza. Te entiendo completamente, y considero esta parte, como bien has dicho, la más lenta (la parte de Sam y Frodo puede llegar a desesperar, salvándose por el encuentro con Faramir y alguna que otra escena). Sin embargo, mi nota se ha intentado basar en los giros argumentales de la película, en la invención de Peter Jackson (la escena de Gandalf entrando al alba por el este y abatiendo a los orcos por ese flanco es toda suya) y en las dos guerras (Abismo de Helm y toma de Osgiliath), las cuales en mi opinión están bastante bien representadas :) Un placer haber leído tu comentario, y espero que haya más, por supuestísimo! Me dan la vida! Jajaja

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s